"The Undomestic Goddess" by Sophie Kinsella


Responda brevemente este cuestionario:

¿Trabaja actualmente en lo que le gusta?
¿Siente que lo valoran en su trabajo?
¿Considera usted que tiene un balance en todos los aspectos de su vida (laboral, social, familiar, etc.)?
Si respondió de manera afirmativa a todas las preguntas: ¡FELICIDADES! (Páseme el tip para lograrlo), si no, se sentirá identificado con la historia de Samantha, la protagonista del libro.

Imagínese querido y asiduo lector, trabajar arduamente por muchos años, haciendo para ello de lado su vida social, amorosa, familiar, etc. y todo por alcanzar el puesto de sus sueños… y justo cuando cree que lo ha logrado, ¡PUM! Llega Murphy (el de la Ley) y hace de las suyas.

Samantha, era una abogada brillante que trabajaba en un despacho de mucho prestigio en Londres. Su horario laboral era prácticamente 24/7 (yo supongo que dormía, pero no mucho), y todo por llegar a ser Socia del despacho.

Justo el día en que iban a anunciar a la persona que sería considerada como nueva socia, se da cuenta que no realizó un trámite sencillo que implicaba que una empresa perdiera ¡¡¡50 millones de Libras!!!! ¿Se imagina toda esa cantidad de dinero? Y aunque trató de hacer algo para impedir tal pérdida, no logró nada… Entró en shock, y empezó a divagar y a andar sin rumbo cual zombie. No tardó mucho tiempo en enterarse que ya en el despacho sabían de su “error”, y lo peor es que ya estaba todo preparado para nombrarla Socia (Si le digo, estimado lector, que cuando ese Murphy se empecina en hacernos la vida de cuadritos, lo hace con todas sus ganas).

En ese andar sin rumbo fijo, se sube a un tren que la lleva a una localidad desconocida, y a donde se le hace fácil tocar el timbre de una casa para pedir un vaso con agua, ya que estaba sedienta, hambrienta y cansada. La persona que la atiende, la confunde con el personal de servicio doméstico que estaba esperando le enviaran de una agencia. Samantha al principio creyó que simplemente eran amables con ella porque la habían visto en muy mal estado, pero cuando comenzaron a enseñarle su casa, así como todas las actividades domésticas que debía realizar, se dio cuenta que estaban confundidos, sin embargo, al no tener lugar a dónde ir, decidió seguirles el juego e inventarse conocimientos y habilidades con los que no contaba.

Al día siguiente, sus nuevos “patrones” le encargaron unos sandwiches para el mediodía y una cena gourmet como la que ella acostumbraba a realizar (Porque a nuestra querida Sam se le ocurrió decir que se graduó del Instituto Cordon Bleu jajajajaja). Su plan era sólo permanecer esa mañana mientras averiguaba noticias sobre su trabajo. Cuando pudo contactar a alguno de sus ex jefes, él le dio la mala noticia que había sido despedida y casi casi vetada de todos los despachos de Londres. Samantha abrumada por tal resolución, decidió permanecer como personal doméstico aunque sobre los quehaceres del hogar, supiera lo mismo que Usted y yo sobre Física cuántica… NADA (Al menos yo jeje).

El dilema de los sandwiches lo resolvió solicitando a una empresa de banquetes local, que le enviaran unos cuantos al medio día… El problema fue su cena gourmet, ya que ni cocinar un huevo sabía nuestra brillante abogada. Mientras lidiaba con ese desastre, Sam conoce a Nathaniel, el jardinero de la casa, quien además mantiene un pequeño huerto en ella y por lo tanto le pregunta si necesita algunos de sus vegetales para la cena. Para no hacerle el cuento largo, Nat se da cuenta que Samantha es un fraude, y cree que está huyendo de alguna relación amorosa, por lo tanto, le ofrece ayudarle a lidiar con todos esos menesteres domésticos, sugiriéndole que tome clases de cocina con su mamá, quien a su vez puede darle algunos tips sobre las actividades del hogar.

Aunque Samantha se siente abrumada por la sarta de mentiras en las que está envuelta, también experimenta algo nuevo que hace muchos años no sentía: LIBERTAD y TIEMPO LIBRE, ya que cuando llega su primer fin de semana, se da cuenta que no tiene trabajo pendiente y que puede hacer ¡¡LO QUE QUIERA!!! 

Poco a poco, Samantha va aprendiendo a cocinar y a realizar las actividades del hogar cual si fuera una experta, por lo que su trabajo se torna menos pesado. Además, se enamora del apuesto jardinero quien ha sido hasta ese momento su salvador en esta tragicomedia…

¿Podrá Samantha continuar con ese trabajo? ¿Se le olvidará que alguna vez fue una abogada brillante a punto de convertirse en socia de un despacho de prestigio? ¿Se acostumbrará a la calma de “pueblo quieto”? ¿Extrañará el ajetreo londinense? Todas las respuestas, las encuentra en el libro en cuestión jejeje.

El libro hasta cierto punto me gustó, pero no es nada del otro mundo. La trama aunque entretenida, es predecible. Le doy 3 estrellas en mi escala subjetiva y ya sabe que está a su disposición si lo quiere leer. Yo sé que estoy atrasada en mi meta, pero no se apure que ya me pondré al corriente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: