"Los Herederos de la Tierra" por Ildefonso Falcones

Después de 889 páginas… por fin terminé de leer este libro, ¡Uff y recontra uff! Si a usted mi estimado lector le gusta el drama, la tragedia, nuevamente el drama con un poco más de tragedia, y todo esto perfectamente mezclado con acontecimientos históricos ¡Este libro está hecho para Usted! 
No es por nada, pero haga de cuenta que “La Rosa de Guadalupe”, “Lo que callamos las mujeres” y “Mujer, casos de la vida real”, se quedan cortitos con tanta tragediaaaaaa.  Es que yo no sé si Ud. mi asiduo lector, puede tener la templanza y el estoicismo de leer un libro sin sufrir, ni quejarse por las decisiones de los personajes, porque la verdad ¡Yo no puedo! y don ILDEFONSO FALCONES es experto en infligir esa clase de castigo a sus lectores.

Hace ya 11 años que se publicó “La catedral del Mar”, y si recuerda, estaba plagada también de pura tragedia y drama (lea aquí la reseña), pero al final, su protagonista Arnau Estanyol encontró la paz y felicidad que tanto merecía. Este libro continúa en parte la historia de Arnau, sin embargo, la historia se centra en Hugo Llor, un niño de 12 años que sufre al ver cómo su familia se separa tras la muerte de su papá, ya que su hermana menor tuvo que irse a vivir a un convento para poder asegurar un buen lugar donde la cuidaran,  su mamá se fue a trabajar con una familia no muy agradable, mientras que Hugo trabajaba sosteniendo una pesada bola de hierro que llevaba atada un prisionero Genovés constructor de barcos.

Arnau toma a Hugo como protegido, probablemente porque ve en él un reflejo de su infancia, por lo que trata de ayudarlo en todo lo que puede y en aconsejarlo sobre las vicisitudes de la vida… Pero como en este libro no puede haber felicidad plena, pues resulta que el rey actual muere y con la designación del nuevo monarca, también se empoderaron personas que hicieron sufrir mucho a Arnau (Los Puig), por lo que, así como así y a manera de venganza, deciden acusarlo de traidor y ¡Matarlo! Hugo fue el único que trató de defender a Arnau, enfrentándose a los horribles Puig, haciendo que a partir de ese momento, su vida ya de por sí difícil, se vuelva trágica…

Hugo se queda sin su trabajo con el constructor de barcos, y es perseguido por una banda de muchachillos bulleadores liderados por el “Perro Calvo”, por lo que además de esconderse de Roger Puig, debe de cuidarse de esa bola de delincuentes juveniles. Un día, Hugo conoce a Bernat, hijo de Arnau y 4 años mayor que él, quien regresa del extranjero cuando le notifican de la muerte de su padre. Bernat tiene la “brillante” idea de asesinar al Conde que acusó a su padre de traidor, por lo que Hugo le consigue una ballesta para tratar de lograr su plan. Sin embargo, cuando estaban rondando el palacio donde se encontraba el Conde, Hugo es acosado por el “Perro Calvo” y sus achichincles, por lo que Bernat al querer defenderlo, deja al descubierto la ballesta que traía consigo, y es llevado a prisión. Encarcelado y después de algunas sesiones de tortura, Bernat confiesa que el arma la quería para asesinar al Conde de Navarcles… (¿No le digo?).

Los prisioneros podían obtener el indulto si se enrolaban como galeotes sin paga, siempre y cuando el tipo de delito así lo permitiera y “Don Dinero” también se hiciera presente, por lo que gracias a la ayuda de los Judíos que conocía Mar, la mamá de Bernat, éste se embarca como galeote en un viaje organizado con el fin de defender a Cataluña de corsarios y demás delincuentes.
Gracias a la intervención de Mar con la comunidad judía, Hugo pudo conseguir un lugar dónde vivir a cambio de trabajar en los viñedos que ellos tenían y pudo adquirir conocimientos sobre la elaboración del vino. Ahí en la “judería” Hugo conoce a su primer amor: Dolca, y a quien se convertiría en su peor pesadilla: Regina.

Todo esto que le cuento mi estimado lector, abarca apenas las primeras 100 páginas del libro… Así que basándonos en el principio de drama/tragedia/drama/tragedia, ya se imaginará todo lo que le espera.

Lo que le puedo contar es que, Bernat escapa del barco donde trabajaba y se convierte en corsario y luego en almirante. Hugo logra contar con unos viñedos, que pierde, y luego recupera, y se vuelve botellero, corredor de vinos y tabernero. Hugo y Bernat se reencuentran, pero su relación ya jamás será la misma…

¡No, no, no, mi querido lector! En verdad que sufrirá con este libro, y lo aventará, y lo dejará abandonado un rato, hasta que la angustia por saber el desenlace hará que lo retome y siga sufriendo.

Le doy 4 estrellas y media, nomás porque creo que el desenlace fue un poco precipitado para todo el drama que vivimos, y ya sabe que si gusta leerlo, está a su disposición.

Saludos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: