"The status of all things" by Liz Fenton & Lisa Steinke

Le propongo un ejercicio mi querido lector: vaya y abra su página de Facebook. Ahora revise la última publicación que realizó. ¿Qué publicó? ¿Un deseo, un pensamiento positivo, una queja, un drama? Ahora ¿qué pasaría si le dijera que lo que publicó en Facebook se volverá realidad? (Ups, espero que no haya escrito algo como “Me quiero morir” o “No vale nada la vida”). Bien dicen y dicen bien, que hay que tener cuidado con lo que uno desea porque se puede volver realidad… 

Kate está muy emocionada y nerviosa ya que está a menos de un día de casarse con el amor de su vida Max. Toda su familia y amigos se trasladaron a Hawai donde se llevará a cabo el enlace y está alistándose para la cena de ensayo (ya ve que a los gringos les encanta hacerla de emoción). Ya en la cena y antes de hacer un brindis por parte de los novios, Max le confiesa que no está seguro de casarse y que es mejor cancelar el compromiso (¡¡WTF!!! ¡Deténgame que lo golpeo!). Kate entra en shock por la noticia y por más que trata de convencer a Max que pueden ser los nervios del momento, él se mantiene firme con su decisión.

Kate termina destrozada por esa decisión y es acompañada en todo momento por Jules y Liam, sus mejores amigos desde la escuela. Una de las cosas que más le acongoja es ¿qué van a decir todos sus seguidores en Facebook cuando se den cuenta que no se publican fotos del “gran día”?, van a pensar que es una perdedora, fracasada y será el hazmerreír de las redes sociales.

Después de pasar una muy mala noche, Jules le comenta a Kate que Max la está buscando y ella ilusionada cree que tal vez haya recapacitado. Cuando se comunica con él, Max le trata de dar una explicación sobre la razón por la que rompió su compromiso: resulta que cree sentir algo por Courtney, otra amiga y compañera de trabajo de Kate (¡Ahora sí lo golpeo!), y que aunque nunca pasó nada entre ellos, siente que existe una química muy fuerte entre los dos, ya que tienen mucho en común.

Kate ahora sí devastada, decide publicar en Facebook sobre su rompimiento, y aunque al principio trata de explicar que “está bien”, decide finalmente escribir sobre lo mal que se siente y que ojalá existiera una máquina del tiempo que la regresara 1 mes atrás.

A la mañana siguiente, Kate se despierta en su casa, junto a Max y no entiende ¿qué es lo que está pasando? ¿acaso estaba borracha? por más que trata de comprender qué es lo que sucedió y cómo es que al parecer sigue con Max no entiende cómo lo logró. Ya un poco más calmada, se da cuenta que se encuentra justo a 1 mes de su boda… ¿Viajó en el tiempo? y si es así ¿Cómo lo hizo? Recordó después que justo eso es lo que pidió cuando hizo su última publicación en Facebook, por lo que hace otro “post” para comprobar si es verdad que todo lo que escribe se convierte en realidad… y sí, logró un peinado fabuloso como salido del salón de belleza sin nada de esfuerzo.

Entonces… eso significa que tiene 1 mes para analizar qué es lo que pudo haber hecho o dicho para que Max cancelara su compromiso, y también detectar si hubo señales de lo que estaba surgiendo entre Courtney (¡bitch!) y su prometido sin que ella se diera cuenta…

Es un libro “palomero”. No terminará más culto al leerlo pero sí lo entretendrá un rato. Lo gracioso, o no tanto, es ver cómo refleja el miedo a que la gente se dé cuenta que nuestra “perfecta vida en las redes sociales” no lo sea tanto y que nos mostremos vulnerables ante los demás.

Le doy 3 estrellas y ahora estoy leyendo “The house at Riverton” de Kate Morton.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: